26.1.09

EL TIEMPO NO EXISTE Y SÍ EXISTE


Viendo una exposición de fotografías en el FNAC de Alicante. El tema de la exposición es el circo y abarca desde finales del siglo XIX hasta los años 1950.

Como siempre que se trata de imágenes añejas, el efecto de fascinación ante el ambiente, las fisionomías, las indumentarias. Y como siempre también, la pregunta que, constante, emerge de nuevo: se que el tiempo no existe, que mitificamos el pasado, que esa mitificación se produce porque idealizamos ineludiblemente, estetizamos, o formalizamos un tempo en las cosas y en las personas que creemos se produjo.

Se que el tiempo no existe, me repito - aunque descubrir que el tiempo no existe es algo mucho más complejo y turbador que meramente decirlo - pero las fotografías que tengo delante me indican ostensiblemente lo contrario.

Me fijo en las caras y en los personajes de circo. Incluso en las fotografías más nítidas y en las de color se impone una barrera, una película borrosa y sutil que ya no depende de la claridad visual sino que es de otro orden, de un orden más complejo, vital, psíquico....un límite, que tiñe las imágenes, las caras y los gestos con un aire remoto, acabado, inaccesible para mí.

Viendo las fotografías, me doy cuenta de repente y emotivamente, de que en un tiempo, mundo, universo o país concreto, la vida ha sido.

No hay comentarios: