11.11.10



INCISOS OTROS


Ediciones varias de una obra literaria, suponen otros tantos libros distintos.
**
Antes a los locos se les perseguía por la calle, los niños les tiraban piedras. Ahora hay tanto loco suelto que no se les hace caso.
**
Un hexágono tenía sed.
**
Es cierto, fatalmente somos libres.
**
El chunda-chunda de la música electrónica es el reloj enloquecido de la modernidad, el frenético marcador de un tiempo que se aproxima cada vez más velozmente a su explosión, a su apocalipsis.
**
Las árabes son mujeres que van en pijama por la calle.
**
Un sol dentro de un iceberg.

**
Qué complejo de culpabilidad: leer, un oficio de ociosos
**
¿Un enjambre de vacíos o el vacío, simplemente?
**
Borges odiaba su voz, oscura y débil en oposición a la claridad y rigor de su prosa. Lezama Lima fluctuaba voluptuosamente en su gordura, reflejo orgánico de su vasta capacidad analógica. Byron arrastraba con disimulo su pata rota por los laberintos venecianos, contrapunto de su imagen fulgurante de héroe romántico. André Breton detestaba la corbata, aunque se apresura por aparecer en casi todos sus retratos con una bien hermosa, puesta, signo contradictorio del coqueto amante del anarquismo mundial. Kafka refleja su concepto de sí mismo asimilándose a un escarabajo, Leopardi especula generosamente sobre el pesimismo tras comprobar que su joroba será un impedimento serio entre él y el prójimo, sobre todo las mujeres.
**
En un programa televisivo sobre el misterio, un profesor de ingeniería genética de la Universidad de Zamora, relata lo que vio sobre un puente, junto con un amigo: una especie de gran triángulo luminoso estático en el cielo, junto a unas esferas que salían del agua y se introducían dentro. La visión es fascinante. Me hace recordar las formas simbólico-geométricas que Platón asigna a cada elemento natural: icosaedro para el agua, triángulo para el fuego, rectángulo para la tierra, etcétera. Antes que pensar en una prosaica visión ovni, es como si este profesor hubiera sorprendido a los arquetipos realizando alguna mistérica operación.

1 comentario:

José Antonio Fernández dijo...

Unos chispazos muy acertados. Hay uno por ahí, camuflado, que ya me sonaba.