9.7.12

LA GRACIA DE LO PERCEPTIBLE

Una mitificación de lo delirante prestigia lo invisible ante lo visible, como si lo visible fuera menos fascinante y complejo que lo invisible. El sentido más importante es la vista, decía Aristóteles. Y me parece que tenía razón, dándole, además, a tal sentido (o no) las interpretaciones metafóricas que queramos.


 



 













No hay comentarios: